Suavinex desde las 8 semanas

Las marcas convencen a las madres para decantarse por una marca y otra pero una vez que los peques prueban los productos y les gustan las mamis ya son fieles sin mirar atrás.

Todo esto comenzó con mi sobrino de 4 meses. Cuando mi hermana estaba embarazada de 8 semanas, en la primera ecografía le regalaron un chupete y un biberón de la marca Suavinex. Este momento fue importante porque era la primera vez que oía el corazón a su peque asi que imaginaos que buen recuerdo tenia mi hermana cuando veía ese chupete y ese bibe.

20131105-012155.jpg

Hoy mi pequeño sobrino Hugo tiene 4 meses y una preferencia por los chupetes y tetinas de suavinex. Si le dan cualquier otro chupe lo escupe sin miramientos. Ese chupete de Suavinex no es el chupete q le gusta es El único chupete q éxite para el.

20131105-012535.jpg

Es sorprendente como las marcas saben en que momento invertir en publicidad y pam! objetivo conseguido.

Aqui la principal función de los marketeros es buscar la forma de que el primer chupete que pruebe la criatura sea suyo y ventas aseguradas durante un par de años.

Otra cosa que me llama poderosamente la atención es la diferencia entre las empresas que dan muestras y las que dan un envase de prueba gratuito. La diferencia a simple vista puede parecer mínima pero si te paras a pensarlo es un detalle muy importante. ¿El porqué de tanto alboroto? Muy simple, una muestra supone una única prueba pero probar un envase supone crear un hábito de consumo y supone además q tanto la madre como el hijo tengan su propia experiencia.

Esta reflexión es fruto de la mera observación de mi hermana y mi sobrinin. Si tu caso es diferente ¡cuentanoslo!